900 408 200 | 965 021 512

Atención 24 h.

Cerrar

Buscar en Meridiano

Empieza a escribir aquí..

Cómo prepararnos mentalmente para la vuelta a la rutina

La pandemia ha generado una situación de incertidumbre y estrés que puede aumentar notablemente los casos de ansiedad. Además, el inevitable impacto sobre el cambio de hábitos sociales constituye un factor adicional de tensión emocional.

El confinamiento y las medidas adoptadas para frenar la pandemia, han generado una sensación de pérdida de control y falta de seguridad, lo que puede aumentar la ansiedad e incluso inducirnos a somatizar algunos síntomas nerviosos que se parecen a los de la propia enfermedad del coronavirus.

¿Cómo será la vuelta a la normalidad?

A pesar de que ya se han propuesto medidas generales y fechas concretas para la desescalada del confinamiento -que recordemos, será paulatino, es decir, poco a poco-, algunas iniciativas seguirán dependiendo de la evolución de la situación y otras formarán parte de esta nueva realidad, como las medidas preventivas de higiene.

  • En este momento, estamos entrando en la fase 0, donde se autorizan las salidas para hacer ejercicio de forma individual, vuelven los entrenamientos básicos de ligas profesionales o de deportistas federados, y empieza la apertura acotada de algunos servicios, como la recogida de comida en restaurantes.
  • En la fase 1, -que entrará en vigor dos semanas más tarde, si los datos lo permiten-, podremos tener reuniones en casa, desplazarnos dentro de la misma provincia; también se iniciará la apertura de pequeños comercios, terrazas, lugares de culto y hoteles con ocupación limitada y medidas restrictivas; además del sector agroalimentario.
  • La fase 2, o intermedia, se centrará en la apertura de centros educativos, restaurantes, cines y teatros y actividades culturales con un control de aforo.
  • La tercera y última fase, será en la que se flexibilizará la movilidad general y se ampliará la ocupación del aforo de espacios.

Esto nos llevará, si el grado de contagio y las estadísticas lo permiten, a finales de junio, donde nos encontraríamos con la vuelta a la rutina en una nueva realidad a la que hacer frente.

La adaptación puede presentar dificultades o incluso un choque con la realidad, ya que las fechas dependerán de la evolución de la enfermedad en la sociedad, y esta nueva situación será muy distinta a la que conocíamos anteriormente.

Consejos para afrontar la nueva realidad

Según los expertos, el haber pasado un confinamiento tan largo, el repentino cambio de vida y ruptura de las relaciones sociales, puede crear un impacto sobre nuestra salud mental y traer cambios emocionales y de comportamiento, así como algún trastorno compulsivo.

  • Concédete tiempo. La adaptación no va a ser inmediata, por lo que tenemos que entender que no vamos a volver a nuestras rutinas como si nada hubiera ocurrido. Necesitamos tiempo para retomar el ritmo.
  • Asume la situación y sus consecuencias. Haber parado de golpe una economía y una sociedad puede dar la sensación de estar viviendo una representación, algo irreal. Razona y comprende lo vivido, para así poder añadirlo como una experiencia más de tu recorrido vital.
  • Sé indulgente y comprensivo. Cada persona está viviendo de un modo diferente todo este proceso y lo mismo pasará con la nueva realidad. Ningún comportamiento será el mismo y debemos intentar comprenderlo, en especial a los que han tenido que soportar más tensiones, como los enfermos y sus familiares, los profesionales del sector Sanitario, las Fuerzas de Seguridad, Fuerzas Armadas, Servicios Funerarios, trabajadores del sector de la alimentación o incluso personas con ansiedad previa.
  • No estigmatices a los portadores. El miedo hacia la enfermedad o el desconocimiento puede hacer que creemos un estigma o marginemos a los que se hayan contagiado, que los culpabilicemos de la situación. Seamos empáticos y comprendamos que todos estamos compartiendo este entorno.
  • Si lo necesitas, acude a un profesional. Habla e identifica tus emociones. Esto te ayudará a aceptar lo que sientes y a evitar el aislamiento emocional. Si pasadas unas semanas no consigues alejar el malestar, la ansiedad o el miedo, no dudes en acudir a un profesional.

Publicado en Meridiano Seguros

Noticias relacionadas

Ciberbullying: la versión digital del acoso escolar

El bullying en edades tempranas sigue siendo un problema real. Aunque es cierto que el tiempo de confinamiento por la pandemia del coronavirus ha sido un alivio para muchos niños y jóvenes porque no han tenido que soportar el tormento de este tipo de abuso en su centro educativo, el aumento del tiempo de exposición a las pantallas de móviles y tabletas y el uso de las redes sociales, ha fomentado la aparición de la versión virtual de este tipo de acoso: el ciberacoso.

Déjalo todo atado: 5 cosas que hacer antes de decir adiós

Algún día llegará el adiós, es inevitable, y sin embargo muchas veces no somos conscientes de nuestra propia trascendentalidad. Lo primero que debemos hacer es disfrutar de nuestra vida y de todo lo que nos rodea.

Guía nueva normalidad: Reinventando lo cotidiano

Las circunstancias vividas estos últimos meses (y por supuesto también las actuales) han sido insólitas para todos nosotros.

Vacaciones y Nueva Normalidad

Durante el confinamiento, hemos planificado con ilusión la próxima salida en familia: las vacaciones de verano. Pero ahora que lo tenemos tan cerca, se plantean nuevas dudas: ¿cómo serán las vacaciones en la “Nueva Normalidad”?